El Centre of Innovation for Data tech and Artificial Intelligence (CIDAI) ha presentado un estudio piloto que ha aplicado Big Data y técnicas avanzadas de Ciencia de Datos para analizar oportunidades en el campo de la Formación Profesional, donde ha constatado que faltan vocaciones técnicas para dar respuesta a las necesidades que no se cubren en ámbitos como las Tecnologías de la Información y Comunicación (TICs) y la Industria 4.0.

El trabajo se ha dado a conocer en el marco de una jornada en formato virtual, que ha contado con la participación del director general de Formación Profesional y Enseñanzas de Régimen Especial, Joan Lluís Espinós; del director general de Innovación y Economía Digital, Daniel Marco; de la directora del Servicio Público de Empleo de Cataluña, Ariadna Rectoret; del director de la Unidad Big Data & Data Science de Eurecat y del CIDAI, Marc Torrent, y del investigador senior y director de proyectos de la Unidad de Big Data & Data Science de Eurecat, Daniel González.

En conjunto, el estudio piloto, que ha aplicado modelos de analítica de datos para poder validar las técnicas para el estudio y la extracción de valor a la esfera de la Formación Profesional Inicial y Ocupacional, teniendo en cuenta la perspectiva de la administración pública, los centros, los estudiantes y las empresas, ha contado con la participación de los Departamentos de Educación, de Políticas Digitales y Administración pública y de Empresa y Conocimiento de la Generalitat de Catalunya, del Servicio Público de Empleo de Cataluña, del Consejo Catalán de la FP, del Ayuntamiento de Barcelona, ​​de la Fundación BCN Formación Profesional, del centro tecnológico Eurecat, de everis, de Esade, de la Fundación Bertelsmann, de InfoJobs y del Grupo EFI-Gipe de la UAB, entre otras entidades y organizaciones.

En palabras del director del CIDAI, Marc Torrent, “la aplicación de este proyecto piloto basado en tecnologías Big Data e Inteligencia Artificial surgió con el fin de facilitar la previsión y la planificación de las necesidades formativas futuras en un escenario donde los puestos de trabajo se verán fuertemente alterados por la irrupción de las nuevas tecnologías”.

“Las tecnologías Big Data han permitido comparar las competencias que se piden en el mercado laboral a través de los anuncios de trabajo de los últimos cinco años con los estudios impartidos en la Formación Profesional durante este periodo, para ayudar tanto a los gestores de la enseñanza como a los alumnos a decidir cuáles son los estudios que tienen más salidas una vez que hayan terminado su formación”, señala Daniel González, investigador senior y director de proyectos de la Unidad de Big Data & Data Science de Eurecat.

Demanda creciente en TICs e Industria 4.0

El estudio ha analizado específicamente la demanda de competencias técnicas en TICs e Industria 4.0 de los anuncios que aparecen en los portales de trabajo, donde concluye que la evolución en Cataluña es marcadamente creciente en el ámbito de las TICs y también positiva, pero más estable en la Industria 4.0. Respecto a las habilidades transversales, apunta que las empresas de estos dos sectores valoran aspectos como la comunicación, el compromiso y la iniciativa cuando deben incorporar talento en sus organizaciones. Por otra parte, el análisis de las competencias técnicas que se piden en los anuncios de trabajo demuestra la necesidad de formar perfiles híbridos que, en muchos casos, ya se está ofreciendo desde diferentes ciclos formativos.

Sectores con más demanda en Cataluña

De acuerdo con el estudio, “el número de matriculados es muy estable en el tiempo y poco elástico respecto a las necesidades del mercado”, como por ejemplo en el caso de las TICs, donde el número de matriculaciones se mantiene a lo largo de los años, a pesar de que los puestos de trabajo disponibles han ido aumentando, por lo que la demanda de las empresas es superior a la oferta de personas proveniente de la FP en la mayoría de los casos.

En este respecto, más del 90 por ciento de este diferencial se concentra en el Ámbito Metropolitano de Barcelona, ​​prosigue el informe, que pone de relieve la importancia de potenciar el conocimiento de los ciclos formativos donde hay empleo de calidad, ya que faltan alumnos para cubrir toda la demanda de talento.

Según los datos analizados, los estudios de FP que mejor encajan con la demanda en el caso de TICs y la Industria 4.0 son los ciclos superiores, y en concreto, los que tienen un enfoque más generalista. Por este motivo, muchos de los alumnos siguen estudiando los ciclos superiores una vez han finalizado el ciclo medio.

Tendencia a la sobrecualificación en sectores innovadores

El estudio ha comparado los planes de estudio con la demanda de competencias de los anuncios de trabajo y ha mostrado “una tendencia a la sobrecualificación en sectores innovadores como las TICs e Industria 4.0 que disminuye al mismo tiempo que los sectores maduran”. También se ha encontrado una correlación positiva entre la sobrecualificación y el requerimiento de idiomas, un hecho que “vendría a demostrar que las empresas vinculan el conocimiento de idiomas a las titulaciones superiores y pone de manifiesto la importancia de los idiomas también dentro de la FP”, resalta el informe.

La Formación Profesional, efectiva para la inserción profesional

De acuerdo con el trabajo, “la Formación Profesional actúa como herramienta de reciclaje en épocas de crisis económica y facilita la posterior reinserción de las personas en el mercado de trabajo”. A partir del análisis de la variación de nuevas matrículas por franjas de edad, el estudio ha podido constatar que cuando hay poca oferta de trabajo, aumenta la edad media de los estudiantes. También ha acreditado que aspectos como el transporte, los núcleos de producción o los servicios disponibles tienen un gran impacto en la movilidad, de forma que la distribución de la demanda responde mejor en las áreas socioeconómicamente diferenciadas, como podría ser el área metropolitana de Barcelona.

Papel clave de las pymes en la FP Dual

Casi el 70 por ciento de las personas aprendices que cursan FP Dual hacen su estancia en microempresas, empresas pequeñas o medianas, “una modalidad que es válida para cualquier dimensión empresarial y que, además, mejora la brecha de género en las familias industriales, aunque globalmente, resulte neutra en este sentido”, según pone de relieve el estudio.

La FP Dual encaja en sectores con mucho volumen de ocupados o con mucha necesidad de incorporación de talento a las empresas. Está presente principalmente en las familias de Administración y Gestión, Comercio y Marketing, Informática y Comunicaciones y en las familias profesionales propias de la industria como son Instalación y Mantenimiento, Electricidad y Electrónica, Fabricación Mecánica y Química. Asimismo, los datos indican que las organizaciones priorizan incorporar alumnado de FP Dual que cursa Grado Superior, por lo que es importante enfatizar el rol formativo que tienen las empresas y ver si hay obstáculos para desplegar la FP Dual en el Grado Medio más allá de la edad de los alumnos, según recoge el informe.

Big Data para la planificación de acciones formativas y la apertura de nuevos ciclos profesionales

Según el estudio, el Big Data se muestra como una herramienta útil para la toma de decisiones relacionadas con la planificación de las acciones formativas y la apertura de nuevos ciclos profesionales, el impulso de medidas de comunicación para fomentar los ciclos formativos con más posibilidades de inserción y falta de estudiantes o la potenciación de medidas de sensibilización en ciclos formativos donde hay un desequilibrio entre la presencia de chicos y chicas. Su aplicación también es interesante para el diseño y el desarrollo de formación ocupacional o continua adecuada a nuevas necesidades, el diseño de formación de perfiles híbridos de acuerdo con las necesidades del mercado, de forma ágil y a partir de las competencias técnicas ya existentes, la potenciación del crecimiento de las empresas y la dinamización del mercado laboral.

Sobre el CIDAI

El Centre of Innovation for Data tech and Artificial Intelligence (CIDAI) promueve la transferencia de conocimiento y la realización de proyectos conjuntos entre entidades generadoras de conocimiento (universidades, centros de investigación e innovación), empresas proveedoras de tecnología y servicios, y empresas e instituciones usuarias demandantes de soluciones innovadoras en inteligencia artificial aplicada. Enmarcado dentro de la estrategia Catalonia.AI de la Generalitat de Catalunya y coordinado por Eurecat, el CIDAI sigue el modelo de los Digital Innovation Hubs establecido por la Comisión Europea y se configura como un centro en red al servicio de las empresas e instituciones. Cuenta con la Generalitat de Catalunya, Eurecat, el Ayuntamiento de Barcelona, ​​el Barcelona Supercomputing Center, el Centro de Visión por Computador, everis, la Fundación i2CAT, Microsoft y SDG Group.