Las úlceras por presión en el pie (UPP) son lesiones de la piel que se producen como consecuencia de una presión constante debida a la movilidad reducida del paciente, frecuentes en hospitales o centros sociosanitarios y en pacientes con poca movilidad domiciliarios o ingresados ​​en residencias.

Este tipo de úlceras impactan en 6 millones de personas en Europa, tienen una prevalencia del 12% y el 41% tienen su origen en el hospital.

La prevención de úlceras requiere de un uso intensivo de enfermería por el control del estado de la piel y del uso, hasta ahora, de protectores de preformado o de tacón que tienen una efectividad reducida, quedando partes del pie expuestas los factores de riesgo.

La mayoría de estos protectores requieren de elementos de fijación que por sí solos también son susceptibles de provocar iatrogenia, daños en el paciente como consecuencia de la acción médica.

Un nuevo tejido protector más confortable y con una mayor absorción de la presión

PIP (Protección Integral del Pie) es un nuevo producto médico desarrollado por Eureca y el Hospital de Mataró que ofrece una protección integral del pie, no sólo el talón, y que ha demostrado una absorción de presión muy favorable gracias al uso de tejido 3D que ha permitido amortiguar la presión.

Su diseño específico ha permitido la fijación efectiva del producto sin efectos secundarios causados ​​por nuevas fricciones.

teixit peu

Detalle del tejido diseñado en 3D

De este modo, el protector, con forma de calcetín y fácil de usar, garantiza un confort de cara al usuario por encima de las otras soluciones disponibles en el mercado y no requiere de elementos de fijación extras, mejorando su funcionalidad.

Protección sin efectos secundarios y ajustada al movimiento

El dispositivo asegura una eficaz adherencia sin efectos secundarios en el uso:

  • Protege todas las partes del pie.
  • Se ajusta a los movimientos.
  • Reduce los trabajos de recolocación gracias a su facilidad de uso.
  • Mantiene unos niveles de presión en el pie estables y dentro del rango de no generación de escaras en el talón durante un periodo de 14 días, para un mismo protector.

Los resultados del estudio de usabilidad realizado con una muestra de 45 pacientes también constata las ventajas de este nuevo dispositivo médico:

  • Sin sensación de picor 97%
  • Sin sensación de dolor 93%
  • Sin sensación de sudor 94%
  • Sin sensación de opresión 93%

Fácil de utilizar y re-utilizable

El PIP presenta mejoras en cuanto a la reutilización del mismo, ya que a diferencia de los protectores de termoformado, puede ser re-usable. Esta característica lo hace interesante para el sector domiciliario.

El protector PIP permite el lavado y favorece la recuperación del efecto amortiguador de la presión durante 5 ciclos de lavado.

Cubre todas las partes del pie y se puede lavar.

El desarrollo innovador de este producto ha permitido desarrollar un dispositivo médico con un gran potencial de uso en el mercado. Los estudios clínicos realizados muestran una reducción del riesgo de úlceras por presión en el pie o la no generación de efectos adversos.

¿Estás interesado en comercializar el PIP? Contacta ainfo@eurecat.org